COMO ELEGIR EL BAÑO PERFECTO

¿Qué le pides a tu baño? Comodidad, una buena ducha, grifos que ahorren… No renuncies a nada de tu lista de deseos. Te explicamos paso a paso cómo conseguirlo y cómo elegir el baño perfecto

LO PRIMERO: MIDE PARA CALCULAR Y GANAR ESPACIO PARA TENER EL BAÑO PERFECTO

Cuando diseñes tu nuevo baño, respeta unas medidas mínimas en cada zona de uso. El lavabo necesita al menos 60 cm de profundidad, unos 70 cm de ancho y lo mismo delante para moverse con holgura. Si es un lavabo de uso compartido, escoge uno para dos grifos, ocupan menos que los dobles.

SEGUNDO: ¿VAS A PONER DUCHA O BAÑERA?

Una bañera requiere 140 cm de largo –mínimo– y 70 cm de ancho, mientras que una ducha se soluciona con unos 90 cm (y 60 cm de paso). Los sanitarios necesitan 50 cm delante y 20 cm alrededor y un inodoro suspendido ocupa 55 cm de profundidad (75 cm los convencionales).

TERCERO: PIENSA BIEN LA DISTRIBUCIÓN

Para conseguir un baño perfecto debes alinear las piezas del baño —lavabo, inodoro, ducha— es una forma muy efectiva de ordenar el espacio, sobre todo en baños reducidos. Situar los elementos más voluminosos al fondo crea sensación de amplitud y mejora la circulación.

UN CONSEJO: LAS DUCHAS LISAS SON COMODÍSIMAS

Da continuidad al espacio con el mismo acabado y harás que se vea más grande. Ha y duchas enrasadas del mismo color del suelo y, al mismo nivel que este resultan comodísimas. Las mamparas transparentes también dan sensación de amplitud. ¡Todo cuenta para conseguir un baño perfecto!

¿CÓMO ACERTAR CON LA CERÁMICA?

Impermeable, resistente y fácil de limpiar sí, pero… no todas las cerámicas son iguales. Las baldosas esmaltadas no son tan compactas y duras como las de gres porcelánico, aunque sí más económicas, por lo que son ideales para revestir paredes. El gres es bueno para suelos, sobre todo en piezas de grandes dimensiones.

LA IMPORTANCIA DE LA MAMPARA

Una mampara de calidad te asegura comodidad, ya que una ducha estanca mantiene mejor el calor. La limpieza también mejora, ya que no deberás preocuparte por las salpicaduras.

¿QUÉ GRIFOS ESCOGER?

Los grifos de apoyo –en el mismo lavabo o en la encimera junto a este– son más fáciles de instalar y económicos que los murales, empotrados en la pared, cuya ventaja es que liberan espacio en la zona de tocador. Un dato: la longitud del caño debe coincidir con el centro del lavabo, para evitar salpicaduras.

DETALLES PARA UN BAÑO PERFECTO Y A LA ÚLTIMA

Aunque los acabados cromados siguen siendo los más populares en el baño por resistencia e higiene, cada vez hay más diseños mates y pulidos, así como de colores. El negro reina en los baños de aire industrial, mientras que el dorado y el cobre son perfectos para los más elegantes y con sabor retro.

ANÍMATE, RENUEVA TU BAÑO Y SIÉNTETE POR FIN A GUSTO EN TU HOGAR

¿TE AYUDAMOS?

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies